Grupo FRÍO arremete contra Sala de Sesiones

Luego de las dos de la tarde de este martes detonó un hecho violento en el Palacio de Gobierno de Iribarren. El mismo tuvo como principal protagonista a Carlos Sieveres, líder del Frente Revolucionario de Inquilinos y Ocupantes (FRIO), así como a otros miembros de este grupo, quienes acompañaron a unas trescientas personas, actualmente ocupantes de inmuebles y terrenos invadidos en la capital del estado Lara, con la intención de solicitar viviendas.

César Gavidia indicó que este contingente humano, conformado por hombres y mujeres, así como  unos cien niños ingresó en la mañana a la Sala de Sesiones del Concejo Municipal y fueron atendidos en la plenaria correspondiente a la sesión ordinaria convocada para ayer.

Durante las deliberaciones se leyó una carta de los ocupantes, a través de la cual pedían ser escuchados en dicha sesión, indicó.

Sin embargo, sostuvo, por disposición del Reglamento de Interior y  Debates se aprobó que tendrían un derecho de palabra para la sesión del próximo jueves 22 de marzo, tal como lo indica la norma, decisión  que aceptaron.

Extrañamente, continuó, no dejaron emitir una sola palabra a otro concejal que hablaría sobre el tema, ya que ellos querían expresarse, exaltados, olvidando que les tocaba hacer sus planteamientos el próximo jueves, tal como lo habían aceptado.

Señaló que tampoco permitieron emitir una sola palabra al resto de los ediles, viéndose obligado a suspender la sesión, durante la cual agotaron los puntos de la agenda del día, entes de la manifestación de inconformidad de los ocupantes.

Puntualizó que los concejales se retiraron de la Sala de Sesiones y le pidieron a las personas que hicieran lo mismo, pero no prestaron atención y se quedaron, para luego ocasionar destrozos.

“Dañaron 45 sillas, arrancaron mesas, cables del sistema eléctrico y le destrozaron el sonido. Además  partieron un vidrio lateral de la Sala de Sesiones”, adujo.

Expuso que ante este hecho vandálico se hizo necesaria la presencia de efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana y funcionarios de la Policía Municipal de Iribarren para restablecer el orden. 

Con la llegada de estos organismos de seguridad se produjo una refriega en la Sala de Sesiones que terminó con la captura de personas, entre ellas dos damas y Carlos Sieveres, por parte de comisiones del Destacamento de Seguridad Urbana de la Guardia Nacional Bolivariana (Desur).

Hubo necesidad de neutralizarlos con gases lacrimógenos.      

Los detenidos fueron trasladados  hasta la sede del Desur.

Extraoficialmente se supo que entre los privados de libertad se encuentran Daniel Antonio González (35), Marilín Rojas (24), quien según su esposo Luis Mujica está recién operada de peritonitis; Jesús Goyo, y Carlos Sieveres, quienes junto al resto fueron remitidos ayer mismo a disposición del Ministerio Público (Fiscalía de guardia).

Fotos: Ángel Zambrano y Elías Rodríguez 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios