Pensar 50 años del asalto guerrillero a Humocaro….

Miembros del Partido Comunista y del recién surgido Movimiento de Izquierda revolucionaria (MIR, producto de una división entre los jóvenes de Acción Democrática, que veían a este partido y a sus líderes como traidores), decidieron iniciar en 1961 la lucha armada contra el gobierno. El 3 de abril de 1962, a eso de las 2 de la mañana, tomaron el Campamento N° 13 del MOP, donde se enfrentaron alrededor de 50 hombres, apoderándose de varios vehículos, trasladándose a Humocaro, tomaron la jefatura parroquial, para lo que usaron un camión volteo en retroceso violento contra la pared y lanzaron dos granadas. Enfrentaron a los policías, a los que no les quedo más que huir. Cargaron con utensilios de trabajo, 4 fusiles y 4 pistolas. Tomado el pueblo se trasladaron al negocio de Medardo López, donde se llevaron víveres y una caja de machetes. En total se produjeron tres muertos y cuatro heridos. Toda esta zona fue sitiada, el gobierno declara la guerra.
Este asalto daría inicio al Frente Simón Bolívar, comandado por Argimiro Gabaldón. Esta acción militar estuvo encabezada por Lino Díaz, Antonio Lunar Márquez y Ramón París Aldana, entre un grupo de jóvenes, que luego se dispersaron hacia Guaitó y Jabón, dando inicio a un proceso de lucha de unos diez años, siendo violentamente perseguidos y asesinados, así como a sus familiares. Estos jóvenes combatientes, junto a Antonio Aguilar y Joel Linares, entre otros, habían estado meses atrás en Cuba, recibiendo entrenamiento y planificando el frente. Este movimiento representa el inicio del accionar guerrillero en el país, seguidamente sucede los alzamientos cívico-militares de El Carupanazo, en mayo y El Porteñazo en junio del mismo año. Ya para febrero del 62 se habían creado los primeros núcleos guerrilleros en Falcón, con el famoso Frente José Leonardo Chirinos. En 1963 se crean las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN).
Solo por mencionar algunos de los acontecimientos recogidos en la prensa local de estos años tenemos que en 1961 se produce la toma de la hacienda La Guajirita por 30 campesinos, la enfrentó la Guardia Nacional, murió el campesino Valentín Araujo, hubo varios detenidos y heridos. En 1962 hubo tres heridos en una asamblea de la Federación Campesina en la Plaza Bolívar, cuyo presidente era Ramón Quijada, de dos disparos murió luego en el hospital Roque Lucena de El Molino. En 1963 son expropiadas por el IAN dos fincas en Guajirita de la señora Luisa Ramos de García, valoradas en un millón de bolívares, luego en el contexto de la reforma agraria fueron repartidas entre los campesinos. En el mismo año, en contexto electoral, una Bomba estalla en la Plaza Bolívar, 30 minutos antes de dar un mitin Rafael Caldera y Luís Herrera, hubo tres niños heridos. Los trabajadores amenazan con una huelga en el central azucarero. A principio de ese año, de 30.000 personas aptas para votar en el municipio solo se habían inscrito 5.600, por temor a bombas en los centros electorales.
En la plaza Bolívar aparecen muertos representantes de COPEI en la Junta Electoral de Buga, Rafael Antonio Flores y también Raúl Lucena. No hay trabajadores para el café por miedo a la guerrilla, hacendados temen perder la cosecha. Huelga de estudiantes en el Colegio Federal, rechazan al subdirector Prof. Pedro Tovar. Detenidos en El Tocuyo Jesús Andrade del PCV y 6 campesinos de Buena Vista por 20 días. José Esteban Pérez fue agredido por unos militantes de AD, a pesar que fueron 6 testigos a denunciarlos, lo metieron presos a ellos y a Pérez también. En 1964, campesinos protestan Reforma Agraria, piden destitución del funcionario del IAN J.M. Echevarría. En noviembre de ese año, es asesinado el Jefe Civil de Anzoátegui Jesús Felipe Pérez Pérez. En diciembre, Bernardo Antonio Soto fue hecho preso porque fue uno de los guerrilleros que tomo Villanueva, la Iglesia tuvo que ser convertida en Cuartel General por la Digepol.
En marzo de 1965, son detenidos los estudiantes del Eduardo Blanco: Roseliano Rodríguez, Abraham Peper y Rudy Colmenares. En mayo, fueron detenidos en Humocaro Alto por estar implicados con guerrilleros: Lila López (esposa de Pedro Alastre), José Antonio Lucena (ex alcalde por AD), Gabriel Gil Román (presidente de la Junta Pro Mejora de El Tocuyo) y Perfecto Cárdenas (propietario de un expendio de medicinas). En julio, son expulsados los concejales de URD Diógenes Suárez e Ismael Grateron. En julio se suspenden las garantías en Morán. Los campesinos de Morán, denuncian ante el Congreso de la República la situación sumamente complicada por el hostigamiento que le producen más de dos mil oficiales, quienes perseguían a los guerrilleros.
Ya desde 1961 se instaló en Barquisimeto la tercera División de Infantería y la Base Aérea “Vicente Landaeta Gil”. Todo este comando antiguerrillero se radicalizaría a partir de 1965, cuando la guerrilla toma varias importantes acciones e incorpora a un importante numero de estudiantes y para enfrentarlos se constituyen los Teatros de Operaciones. Durante estos años se calcula llegaron a movilizarse hasta unos tres mil militares para enfrentar a unos trescientos guerrilleros esparcidos en las montañas de Lara, Portuguesa y Trujillo.
A pesar de la muerte de Argimiro Gabaldon, en diciembre de 1964, estos hombres siguieron luchando por los ideales de ver una patria digna. Chimiro se hizo comunista en El Tocuyo desde 1938, población que desde la colonización hay documentación de la rebeldía y resistencia de sus primeros pobladores, luego se había ganado el nombre de Zona Roja, por el intenso movimiento campesino, que desde La Federación, pasando por los levantamiento de Montilla, El Tigre de Guaitó, los hermanos Vargas y Angulo, la primera huelga de 1915, el accionar de los jóvenes como Pio Tamayo y los hermanos Losada, la Gabaldona, las luchas campesina de los años treinta y cuarenta, habían manifestado su inconformismo frente a las crueles diferenciaciones sociales y el despotismo político. Por eso aunque hoy conmemoremos los 50 años del inicio del frente guerrillero en la región, en realidad la lucha guerrillera en esta zona, como en muchos otros lugares del país, es tan vieja como la colonización misma. Son los mismos hombres, los descendientes de indígenas y de esclavos, el campesinado, el peonaje, el pobre que acude a la lucha cada vez que se dan las condiciones, con nuevos lideres, frente a distintos gobiernos pero contra el mismo estado de opresión e injusticia.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios