COI busca sucesor de Rogge

El Comité Olímpico Internacional (COI) calienta motores este lunes en las vísperas de la jornada clave de su 125 sesión en Buenos Aires, en medio de una polémica entre dos candidatos a suceder al belga Jacques Rogge.

El suizo Denis Oswald, uno de los candidatos a la presidencia del COI que se definirá el martes en Buenos Aires, dejó de lado la cautela y acusó al alemán Thomas Bach, el máxio favorito a suceder a Rogge, de “utilizar su posición ventajosa” para realizar sus propios negocios.

Oswald, presidente de la Federación Internacional de Remo, dijo en declaraciones a la radio suiza que no tiene los mismos valores que Bach, presidente del Comité Olímpico Alemán.

Además de Bach y Oswald también aspiran al cargo el ucraniano Serguei Bubka, el puertorriqueño Richard Carrion, el singapurense Ng Ser Miang y el taiwanés Ching-Kuo Wu.

Rogge, de 71 años, dejará el martes el puesto que ocupa desde 2001, en el último día de deliberaciones de la 125 sesión del COI.

“Son los miembros los que deben decidir. A algunos les molesta esos acuerdos pasados entre Kuwait, entre Bach… y también la presión hecha por las autoridades políticas alemanas, que no hay que ignorar. Algunos miembros estiman que esto no es realmente una expresión democrática y que puede tener también un efecto contrario”, declaró Oswald.

Frente a las denuncias, Bach solo dijo que “hay tantos rumores estos últimos días, que yo me entrené en no seguirlos y en cambio concentrarme en los intercambios con mis colegas, y eso anda muy bien”.

Además de Bach y Oswald, los otros candidatos a reemplazar a Roge, tras 12 años de mandato, son el ucraniano Sergey Bubka, leyenda del salto con pértiga, el banquero filántropo puertorriqueño Richard Carrión, el diplomático de Singapur Ng Ser Miang, el arquitecto chino Ching-Kuo Wu.

Rogge, de 71 años, deja el COI con las finanzas ordenadas y con suficientes reservas en las cajas como para estar en condiciones de afrontar incluso una cancelación de una cita de verano o invierno, dijo el domingo al ofrecer su informe ante los miembros del organismo, que sesiona en un lujoso hotel de la capital argentina.

Según el saliente presidente, las reservas de la entidad crecieron casi nueve veces desde que asumió en 2001, sucediendo a Juan Antonio Samaranch.

“Desde el 31 de diciembre de 2001, la fundación olímpica, nuestra reserva, ha aumentado de 105 millones a 901 millones a diciembre de 2102”, precisó Rogge, el octavo presidente de la historia del COI.

Agregó que “esta reserva, ligada a una póliza de seguro cubriendo la cancelación de los Juegos, garantiza el funcionamiento del COI en caso de que una crisis mayor toque a los Juegos”.

La elección del nuevo presidente cerrará una histórica sesión del COI que se inició el miércoles pasado y en la que Tokio fue elegida sede de los Juegos de 2020 al derrotar a Madrid y Estambul, mientras que la lucha recuperó su estatus de deporte olímpico para 2020 y 2024 dejando afuera al squash y al béisbol/sóftbol.

Aunque la votación entre el centenar de electores tiene final abierto, la carrera a la presidencia tiene desde hace tiempo como favorito a Bach, un abogado alemán de 59 años, campeón olímpico de florete por equipos en Montreal-1976, vicepresidente del COI y jefe del Comité Olímpico Alemán, además de ser titular de la Cámara de Comercio Germano-Árabe.

Otro campeón olímpico, mucho más conocido para el público es Bubka, 49 años, leyenda del salto con pértiga, dueño de una medalla dorada en Seúl-1988 y seis veces campeón del mundo.

El banquero puertorriqueño Carrión (60) y el diplomático singapurense Ng Ser Miang (64) se apuntan como los principales “outsiders”, y completa el taiwanés Ching-Kuo Wu (66), titular de la Asociación Internacional de Boxeo Amateur.

Foto: AP

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios