Niños hiperactivos y juego al aire libre

Los niños hiperactivos o con déficit de atención mejoran mucho jugando al aire libre, evitando, en muchos casos, el tener que tomar la medicación.

Unas horas al aire libre en contacto con la naturaleza pueden ser la mejor terapia para los niños hiperactivos, es decir, con síndrome por déficit de atención. Un parque, una granja, el jardín trasero de casa… cualquier terreno con unos centímetros cuadrados de hierba puede servir para aliviar los síntomas producidos por este trastorno, caracterizado por la hiperactividad, la impulsividad y la falta de atención.

Así lo han demostrado en niños hiperactivos en edades comprendidas entre los cinco y los 18 años. Según las respuestas de sus padres, los pequeños se mostraban más calmados después de realizar actividades al aire libre, y se mostraban más tranquilos en la hora posterior que cuando jugaban en instalaciones cerradas, tanto al salir del colegio como durante los fines de semana.

Entre los aspectos mencionados por las familias destacaron la capacidad de los niños hiperactivos para concentrarse en tareas poco atractivas, seguir instrucciones, escuchar a los mayores y terminar pequeños quehaceres.

Los beneficios fueron similares para todos ellos, independientemente de que viviesen en zonas rurales o urbanas, costeras o de interior, y sin diferencias de género o estatus socioeconómico.
A juicio de los investigadores, “estos descubrimientos tienen importantes implicaciones”. En su opinión una pequeña dosis de ‘tiempo verde’ al día podría facilitar el control de este síndrome de déficit de atención.

Atravesar alguna zona verde de camino al colegio o elegir un lugar de juegos con hierba en lugar de con cemento son algunos de los consejos que dirigen a los padres, “no hace falta ir a un bosque muy lejano”.

En opinión, todo son ventajas: se pueden aprovechar las zonas verdes más cercanas, es gratis y fácilmente accesible para todo el mundo, carece de cualquier tipo de estigma social y además, carece de efectos secundarios.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios