El Servicio 911 nunca deja de atender al ciudadano

SERVICIO DE EMERGENCIA 911
FECHA: 17/09/2015/
FOTO: RICHARD ALEXANDER LAMEDA

El licenciado Gabriel Escandón, director del Servicio Desconcentrado Lara 911, aclaró que personal de esta institución en todo momento prestó atención y ayuda respecto a la llamada que hiciera la directora del Colegio María Auxiliadora, sor Yurima Gil.

Indicó que como en todos los casos cumplieron una vez más el procedimiento establecido y en base a la solicitud de auxilio una patrulla llegó hasta el colegio, luego que desde el 911 establecieran rápida comunicación con la Policía de Lara.

Precisó, estadística en mano, que la llamada la realizó la directora de un número local del plantel y el operador la tomó a la 1:06 de la mañana, la transfirió al despacho y desde allí se ubicó la unidad policial la cual llegó a los 10 minutos al colegio.

Explicó que los uniformados notificaron que no había novedad, en virtud que no lograron percatarse de la situación ya que los accesos de la institución educativa estaban cerrados, no pudieron entrar en ese momento y se marcharon.

Escandón señaló que desde el servicio llamaron al teléfono local del colegio, tratando de comunicarse con la directora del mismo teléfono que ella lo hizo, pero nadie atendió.

Manifestó que más adelante se recibió otra llamada. En esa oportunidad era un vecino del colegio que daba cuenta que la directora lo había contactado por teléfono para indicarle que al recinto escolar en referencia habían ingresado sujetos a hurtar, y se requería la presencia de los cuerpos de seguridad, por lo que se le pidió a la comisión policial que volviera y tocara la puerta del plantel.

Afirmó que en esta nueva acción hizo acto de presencia una comisión en la patrulla 1020, al mando del Supervisor general Robert Simanca, a quienes les abrieron las puertas del colegio, pero no encontraron a los antisociales.

Reiteró que este servicio no abandona el caso hasta que dure el procedimiento, y por lo tanto desde este órgano se mantuvo esa madrugada una prolongada conversación telefónica con Gil, para calmarla y darle a entender que se le estaba brindando la protección oportuna.

Puntualizó que Gil expresó personalmente palabras de agradecimiento al equipo del Servicio Desconcentrado Lara 911, por la labor ejecutada cuando los necesitó.

Estadísticamente, Escandón dijo que pese a cuatro apagones el sábado que les dañó un aire acondicionado, solo ese día recibieron 2.598 llamadas, de las cuales 1.735 fueron para sabotear y de emergencia 221, entre las cuales se encuentra de la Gil.

Los funcionarios Robert Reyes y Yaritza Oviedo, para ratificar el trabajo que llevan a cabo desde este servicio, reafirmaron que ellos fueron quienes atendieron las llamadas telefónicas y activaron los protocolos de ayuda inmediata.

Lea también:

Operadora del 171 le indicó a la directora del María Auxiliadora que no podía ayudarla

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios