Ladrón olvida donde dejó el vehículo que había robado

KPR | Ángel Zambrano |

En horas de la mañana del jueves unos sujetos armados despojaron a un joven integrante de las Fuerzas Armada Nacional (FAN), de su vehículo al oeste de la ciudad.

Se trata de un Chery Arauca, azul que apenas tenía quince días de haber sido entregado. Los delincuentes llamaron al propietario y comenzaron a solicitarle la cantidad de 600.000 bolívares para devolver el vehículo.

La víctima denunció ante el Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro (Conas) y los funcionarios se montaron en el caso. Se accedió a pagar la suma acordada por el vehículo.

El pago se haría en una comunidad llamada Villas de Nazareno, ubicada al oeste de la ciudad, en la avenida Florencio Jiménez, vía a Quíbor. En horas de la noche se programó la cita, la víctima llevó el dinero y Ember Gómez Alvarado, de 18 años, se apareció para recoger el botín.

De inmediato fue detenido por los castrenses del Conas y este joven dijo que la persona que había robado el vehículo era otro y llevó a los funcionarios hasta el lugar. Era en la misma comunidad a tres cuadras de donde se practicó la primera detención y allí localizaron a Eiker Cristóbal Hernández Pérez, de 21 años de edad.

Los jóvenes fueron detenidos y trasladados hasta la sede del Conas, en medio de los interrogatorios se comenzó a preguntar donde estaba el vehículo, porque necesitaban recuperarlo para entregarlo a la víctima.

Hernández Pérez, que fue la persona encargada de esconder el vehículo, manifestó que se encontraba bajo los efectos de sustancia ilícitas y no recordaba donde había dejado el vehículo. Lo único que sabía es que había ido a Pavia.

Los funcionarios fueron hasta la zona y lograron conseguir el suiche del vehículo, así como tres cauchos, pero no dieron con el resto. Rastrearon la zona y aún hasta la mañana de ayer Hernández Pérez, decía no recordar que hizo con el carro.

Ambos jóvenes fueron puestos a orden del Ministerio Público.

Retienen dos vehículos

En un punto de control que montaron los efectivos del Conas en El Cercado, al este de la ciudad, lograron retener dos vehículos, ambos porque presentaron alteraciones en los seriales.

El primero fue un camión Chevrolet modelo C30, azul, los seriales de la carrocería eran falsos y estaban suplantados. El otro es una camioneta tipo Pick up, marrón con las mismas características.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios