Tamaca está sepultada en una crisis sanitaria

Luis Alberto Perozo Padua | LAPP |

En el sector Retén Abajo, específicamente en urbanización Refugio de Santa Bárbara, parroquia Tamaca, los habitantes, que superan las 105 familias, están sepultados en una permanente crisis sanitaria, tras cumplir más de tres meses sin servicio de recolección de aseo urbano.

Vecinos del urbanismo aseguran que el servicio de aseo urbano, desde la gestión pasada “ha sido muy deficiente pero con la actual no ha mejorado”, afirmó Ana María Carreño, residente del lugar.

Dijo que las moscas, los roedores y los malos olores inundan la zona y las montañas de basura en los aledaños es impresionante.

Pago al día

Haydee Padua, otra vecina de Refugio Santa Bárbara, manifestó que las familias del urbanismo, para resolver la desesperante situación, contratan camiones volteos privados, que por un lado solventa la crisis sanitaria, pero por el otro golpea los bolsillos.

Precisa que los recolectores privados cobran 50 bolívares por bolsa de desperdicios, monto que se incrementa de acuerdo al tamaño y el peso.

En cuanto al pago del servicio, apuntó que en el recibo de electricidad venía incluido el aseo urbano domiciliario, tarifa “exagerada” que se cancelaba al día.

Hizo un llamado a los concejales de Iribarren, a la Contarloría Municipal e incluso al mismo alcalde Alfredo Ramos, para que revisen el deficiente servicio y atiendan al clamor de la ciudadanía, puesto es una estafa cobrar por un servicio que no se presta.

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios