#OPINIÓN Red de Instituciones Larenses: La salubridad #18Mar

Maximiliano Pérez | Ilustración: Victoria Peña |

“El agua es crítica para el desarrollo sostenible, incluyendo la integridad del medio ambiente y el alivio de la pobreza y el hambre, y es indispensable para la  salud y bienestar humano”.

Naciones Unidas.

“La palabra salubridad permite designar la Calidad de salubre respecto a algo o a alguien que la ostenta. Cuando se trata de salubre, nos estamos refiriendo a aquello que resulta ser bueno para la salud e implica algo saludable, así mismo realizar cualquier tipo de acción que conlleve a tener una vida rica en salud.

Y por otra parte a través del término se estará haciendo referencia al estado de la salud pública, a la sanidad de un lugar determinado.

La salud pública se debe encargar del bienestar físico y psíquico de los ciudadanos a través de los recursos del Estado, destinándolos a la prevención diagnostico y cura de enfermedades.

Se entiende que la palabra salubridad se encuentra en intima relación con otros términos como: Limpieza, higiene, salud, sanidad y se opone directamente al término insalubridad que por supuesto implica la ausencia total de salud en una persona o en un habitad”.

Fuente: definiciónabc.com

Enfrentamos una crisis mundial que ha sido reconocida como “PANDEMIA.”

Los países más desarrollados del mundo se han declarado en emergencia y hasta en cuarentena general, entre las consecuencias ocasionadas por esta situación causada por la presencia de la enfermedad creada por el llamado “CORONA VIRUS”, ha sido el  incontrolado efecto negativo sobre diferentes sectores económicos a nivel mundial pero, lo más grave está en el resultado mortal que en muchas ocasiones genera.

Es mi percepción qué, en nuestro caso, los venezolanos, y específicamente los larenses,  debemos tener la máxima prudencia y actuar con malicia. La lógica y la razón nos deben llevar a actuar con sensatez.

Llevamos años, denunciando la destrucción de la infraestructura que otrora aseguraba el buen funcionamiento en la distribución eficiente de agua potable y la eliminación de los desechos y, exigiendo que se restablezcan esos servicios.

Ante algunos espacios publicitarios de los medios de comunicación, pregunto:

¿Cómo se exige o insinúa a la población el lavado de manos continuo y hasta se difunden videos enseñando a los habitantes como lavarse las manos, a sabiendas que hay sectores que llevan hasta años sin que se le distribuya agua por el sistema que era común antes del año 1.999? Conste que no hago énfasis de agua potable, puesto que el agua que llega a algunos sectores, como por ejemplo en Cabudare, se puede presumir que de potable no tiene nada, no es aceptable que se deje agua en un vaso por un tiempo perentorio que puede ser un día y, así se haya filtrado, se pone de mal olor, y el agua viene acompañada de algunas sustancias que se ha dicho sirven para potabilizarlas pero, que su olor es fétido, parecido al olor a pescado.

En Cabudare es pésimo el servicio de Aseo Urbano y domiciliario que tiempo de la criticada democracia recolectaba los desechos sólido tres veces por semana y ahora pasan meses sin que sean recolectados.

¿De quién es la responsabilidad?

Cuando no se hacía propaganda electoral prometiendo lo que sabían que no podían o no querían cumplir… dijo el Libertador:

“Llamarse jefe para no serlo es el colmo de la miseria”.

 Los pueblos esclavos existirán mientras los ciudadanos sigan pidiendo limosnas y no exijan el cumplimiento de sus más elementales derechos, como lo son sus Derechos Humanos.

Maximiliano Pérez

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios