#OPINIÓN Reflexión en positivo: Educadores y médicos #10Sep

José Gerardo Mendoza Durán | Ilustración: Victoria Peña |

Que difícil entender la crisis y sus circunstancias para las personas de escasos recursos que sigue esperando con urgencia un mejor mañana y es que cada día se le pone más difícil y distante por los tantos inconvenientes y negociaciones de quienes manejan la política en nombre de toda la ciudadanía y se hacen publicas después de realizadas y ya son hechos consumados solo en base a su interés y a espaldas de la gran pobreza que azota a el país, por ejemplo los preocupantes resultados de una encuesta de ENCOVI donde un 96 %de los hogares se encuentran en situación de pobreza de ingresos y un 79% de ellos en pobreza extrema teniendo los peores indicadores económicos de América Latina a nivel de países africanos como Nigeria, Sudán, el Congo.

Somos el segundo país con mas desigualdad de América Latina. Según la OIT una persona que devengue un dolar o menos diario se encuentra en pobreza extrema como estará nuestro país que el sueldo mensual esta en 1.30 centavos de dolar , quien o quienes pueden mantener una carga familiar con este trato tan desigual e injusto.

Recordando a Mandela cuando dijo no hay otro camino que la paz y la paz es el camino, es muy hermoso verdad , pero que paz puede existir en un hogar con un cumulo de carencias devengando un salario de el cual todos huyen , como se calma un llanto de un niño por comida que por todas las leyes existentes no debe faltarle y sus padres aunque hagan todos los esfuerzos posibles no pueden suplirlos. Cuando esas criaturas de Dios podrán disfrutar de una golosina o una chuchería parece que jamás. Es doloroso hablar de esto sobre todo en un país que hasta hace poco fue inmensamente rico y hoy compite con los más pobres de el mundo y según los indicadores vamos a empeorar.

Sabemos todos que de las profesiones mas importantes del mundo una es la de Medicina y la Educación los médicos porque nos curan dolencias, nos cuidan la vida dicha profesión está por encima de las demás si por ejemplo un paciente tiene un dolor insoportable donde sea y de lo que sea pero también tiene dinero en abundancia ¿que hace? ¿Se coloca un cataplasma de pacas de billetes de los buenos por supuesto, sobre la dolencia? No se calmará hasta que llegue el médico y le desaparezca el dolor y hoy lamentablemente igual que el resto de los ciudadanos sufren de las mismas carencias y necesidades pagando hasta con su vida pecados que no han cometido, por ello junto con los educadores debemos reconocerles sus méritos bien merecidos y tenerlos como valor agregado y trato especial cualquiera sea el momento y las circunstancias.

En el caso de los educadores de todos los niveles he conversado con alguno de ellos, familiares y amigos y me cuentan cosas tan lamentables que prefieren no compartirlas para no recordar angustias y preocupación el porque de este castigo si ellos trabajaron toda su vida de forma honesta y sagrada en lo que era enseñar, educar y preparar para lo que es la vida, esto no es poca cosa es determinante en una sociedad y el porque ésta recompensa tan cruel una vejez atropellada con una mísera jubilación parece que araron en el aire, si así siguen las cosas ¿tendrán futuro los educadores activos? también les espera el mismo destino? Señores que toman las decisiones les invito a ver las realidades de uno de los países más sufridos de el mundo en época de ideologías desviadas, como piensan hoy los mandatarios y la Canciller Angela Merkel que después de firmar aumentos dijo como no aumentar los sueldos de maestros y profesores si ellos son quienes construyen el futuro, claro que el reconocimiento y el estímulo aumenta el amor por el trabajo y rinde en sus obligaciones, no es una dádiva es un derecho. Por esto el llamado a los negociadores que no se siga aumentando la pobreza que tomen en cuenta que todos son hijos de Dios y cese la indiferencia e indolencia que paren las confrontaciones como dijo Mandela que lo que necesitamos es paz,para vivir mejor paz, para trabajar y producir paz, para la salud un país en paz, donde todos podamos vivir en armonía donde los recursos económicos y todos los recursos sean la inteligencia y la honestidad.

Ahora más que nunca el campo es la solución, unidos todos por la paz, la convivencia, el respeto y la prosperidad de nuestro país.

José Gerardo Mendoza Durán

[email protected]

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios