Embalse del Guri a pocos metros del colapso eléctrico nacional

La central hidroeléctrica Simón Bolívar está a metros del colapso. Su embalse desciende aceleradamente su volumen producto de tres factores: la mala administración del recurso hídrico, la indisponibilidad de generación en el parque térmico y la sequía. Así lo reseñó el diario Correo del Caroní.

El fenómeno climático El Niño es el principal argumento del Gobierno Nacional como causa de esta crisis, pero los modelos hidrológicos de la cuenca del Caroní permiten prever esta situación y tomar medidas anticipadas para extender la vida útil del embalse.

Ubicado en el estado Bolívar, este embalse fue diseñado para soportar sin peligro de riesgo una sequía extendida de 32 meses en el río Caroní. La actual aridez lleva 21 meses y se aproxima cada vez más la posibilidad de un apagón.

El ingeniero José Aguilar, que desde el 2009 ha monitoreado e investigado a fondo el Sistema Eléctrico Nacional, apunta que la nefasta realidad obedece a la toma de decisiones erradas en la administración de los parques térmicos e hidroeléctricos.

Esto indica que durante la sequía, en vez de guardarse agua para el futuro, los embalses han sido sobreexplotados. La cota máxima de Guri es de 272 metros sobre el nivel del mar, la operatividad en zona segura está entre las cotas 271 y 261, por debajo de las cuales la eficiencia en la generación de las turbinas disminuye. De acuerdo con Corpoelec, la cota del embalse para el 24 de febrero era de 249,70 metros sobre el nivel del mar, es decir, 5,7 metros del inicio de la zona de colapso.

 

Aguilar reitera que el panorama actual forma parte del negligente manejo del SEN a lo largo de estos años, que acumulan daños que tienen un costo altísimo en la calidad de vida del venezolano y que son totalmente injustificables.

Rectificación urgente

Para superar este problema el gobierno tendría que activar el parque térmico y racionar para evitar el descenso del embalse de Guri. Las medidas actuales de dieta eléctrica de los centros comerciales no contribuyen en mucho a disminuir la demanda.

En un documento entregado a la Asamblea Nacional a principios de febrero, el Grupo Ricardo Zuloaga, integrado por expertos eléctricos venezolanos, realizó varias sugerencias para evitar el colapso eléctrico, entre las que destacan solicitar al ministro de Energía Eléctrica un plan para incrementar la disponibilidad del parque de generación térmico del 40% que tiene en la actualidad hasta un 60%; y coordinar con el Ejecutivo el reajuste del huso horario para aprovechar al máximo la luz solar regresando al anterior huso.

Lea también:

Motta Domínguez: Sistema eléctrico podría colapsar en abril

Comentarios

Comentarios