Felipe Capozzolo: La iniciativa privada hoy vive con los saqueos sus horas más oscuras #14Mar

Juan Bautista Sala | Foto Archivo |

La iniciativa privada vive sus horas más oscuras, dados los hechos vandálicos en Venezuela y, principalmente, en el estado Zulia, que lleva más de 500 establecimientos violentados, aseguró Felipe Capozzolo, segundo vicepresidente de Consecomercio y aspirante a la presidencia de esa institución para el periodo 2019-2021.

Señala que los procesos de deterioro social que vivimos hoy y las deficiencias en materia económica, son la consecuencia del discurso violento y destructivo que se ha promocionado sistemáticamente contra el sector productivo en los últimos años.  “Por tal motivo, alzamos nuestra voz para condenar los saqueos, el robo y despojo de la propiedad privada y exigimos al Estado medidas de protección a los establecimientos comerciales y se establezcan responsabilidades”, precisó.

Advierte el dirigente gremial que lo que está ocurriendo, pone en riesgo el derecho a ser libres, a ser propietarios, el trabajo estable y productivo y, en definitiva, el derecho a vivir en paz, agregando que la destrucción de comercios y establecimientos de servicios disminuye la posibilidad de abastecer de alimentos y de medicinas  a la población, pero además, afecta seriamente a los trabajadores al perder sus puestos de trabajo que le garanticen su estabilidad laboral.

Es la hora de la solidaridad

En opinión de Capozzolo, es preciso asistir de manera inmediata a los afectados. No solo en la emisión de mensajes, sino también en acciones concretas tendentes a exigir las justas indemnizaciones sobre las pérdidas humanas y materiales.

“Hacemos un llamado, más allá de las fronteras a las grandes empresas y cámaras de comercio de los países amigos para emprender una cruzada que permita refundar a la agónica empresa privada venezolana. Llamamos a la comunidad de connacionales en el mundo para iniciar y fomentar iniciativas tendentes a lograr apoyo financiero y facilidades para acceder a bienes de capital para los empresarios afectados”.

Recomendó el dirigente empresarial que es preciso explorar la posibilidad de constituir un fondo de apoyo a los pequeños comerciantes que se alimente de aportes, esencialmente de las grandes empresas nacionales e internacionales.

Consideró que no puede dejarse de lado la grave crisis social subyacente. “Se hace imprescindible multiplicar el apoyo económico a las iniciativas y eventos de recolección de alimentos, medicinas, vestido, enseres y envío de ayuda, en general, a través de fundaciones e instituciones especializadas”.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios