#OPINIÓN Se busca un emprendedor: La creatividad práctica #4Ago

Italo Olivo | Ilustración: Victoria Peña |

“La Creatividad es la capacidad y aptitud para generar ideas nuevas y comunicarlas”.

De La Torre

La creatividad y la innovación son componentes vitales para las empresas del tercer milenio, obligadas a medirse frente a activos productivos cada vez más complejos y las realidades emergentes del mercado global.

La capacidad de crear e innovar está estrechamente vinculada a las posibilidades de éxito, la exploración de nuevas oportunidades de negocios, el aumento de la riqueza individual y colectiva y la satisfacción de las necesidades de la comunidad. Cualquier gerente, especialmente en la era de la economía electrónica, Internet y la compañía virtual, estaría listo para suscribirse al valor de estos componentes. Sin embargo, no hay nada obvio sobre esto.

Ni siquiera es fácil definir el campo semántico de estos conceptos, que están vinculados a una multiplicidad de factores tales como, culturales, psicológicos, profesionales y, a veces, ambientales.

En este sentido ha llegado a mis manos una entrevista efectuada por la prestigiosa revista italiana L’Impresa, hace ya algún tiempo, pero que los argumentos siguen estando vigentes, a Hubert Jaoni, geólogo, filósofo, ingeniero y experto en administración de empresas, consultor de gestión y fundador del Instituto Gimca, que desde 1973 opera en Europa como un motor de innovación para empresas públicas y privadas, y considerado uno de los principales expertos en creatividad aplicada a nivel internacional.

La intención de L’Impresa, fue tratar de descubrir cuáles son los modelos de aprendizaje más efectivos para garantizar que las organizaciones e instituciones de trabajo puedan convertirse en entornos reales en los que se cultive el pensamiento creativo, adecuados para promover la mente innovadora, la inteligencia, la competencia y el mérito.

Ante la pregunta de si podemos explicar que cosa quiere decir en concreto la palabra creatividad señaló que: Odio la palabra creatividad. De hecho, es una palabra polisemántica que, dependiendo de los significados, puede ser exaltada o destruida. Debe recordarse que la creatividad no es una producción estéril de ideas, sino un proceso. Un filósofo francés y ex ministro de educación ha ganado gran fama al pronunciar una fuerte denuncia del sistema educativo y la educación, en su opinión en crisis debido a la creatividad: “La creatividad no significa, el derecho a negar las reglas de gramática, con derecho a errores ortográficos”. Está claro que este no es el caso.

Entonces le preguntaron, cuál sería la justa interpretación de este delicado concepto: A lo que él señaló que en su la larga actividad de consultoría de gestión que he desarrollado para numerosas y grandes empresas en Europa, siempre he usado el término creatividad junto con un adjetivo: creatividad práctica, operativa, que tiene la función de resaltar el proceso que implica la producción de ideas. En este sentido nos recuerda que empresas como Google y Microsoft le permiten a sus gerentes conversar con la competencia y en cambio otras empresas como 3M, le dan un día libre para que cultiven sus pasiones.

Definitivamente, existen empresas como Google y Microsoft que le permiten a sus gerentes conversar con la competencia, en cambio otras empresas como 3M, le dan un día libre para que cultiven sus pasiones.

CONTINUARÁ

Italo Olivo

www.iolivo.com

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios