#OPINIÓN Reflexión en positivo: El poder de el campo #10Jun

José Gerardo Mendoza Durán | Ilustración: Victoria Peña |

El amor es el poder detrás del perdón, aparte contribuye a el buen vivir, no pensar en venganza ni retaliaciones, sumarnos a lo positivo, obviando rencores y todo aquello que sea negativo siguiendo a lo dicho por Lewis B. Smedes“ Que el perdón es la única manera de ser justo con nosotros mismos ”y por supuesto este consejo hay que aceptarlo como un paso a una vida más espiritual, con paz y salud; por ello mi invitación es siempre a que nuestra mente siempre esté en la búsqueda de dónde están las soluciones y no el problema; sobre todo en nuestra patria Venezuela con esa sobrecarga de malas noticias y nos olvidamos resaltar el potencial de esta tierra rica en todo y de sobra que Dios nos puso en nuestras manos y que las crisis pasan igual que las malas gestiones; y por mucho que se empeñen a la destrucción no lo lograran por ser este único y una bendición de Dios.

Por otras poderosas razones el potencial humano que tiene esta patria de gente invencibles, incansables, que han demostrado nobleza, dureza, capacidad de aguante, basado en el sentir del amor al campo, empresarios que creen y siguen creyendo en la primera economía del mundo, lo poderoso que es la agricultura y la ganadería que en este momento sus esfuerzos es más por el amor y no por el interés económico que por supuesto va incluido, que lo conduzca a tan noble la labor y la gran emoción cuando se funden de tal forma la familiar y la humanidad con el florecer de su sembradío y la ilusión de la cosecha que muchas veces falla pero eso no es motivo de anularse por ser tan familiar el canto del gallo, el grito madrugador y el cafecito de tradición, el saber que su trabajo es más honor y un aporte sustancial a la ciudadanía y al mundo creativo y positivo que hacen progresar las naciones; es admirable ver de madrugadita unos ganaderos hablar de sus rebaños de vacas, como las aman, las quieren al igual que si fuesen sus familiares, es una comunicación única entre sembradío, rebaño y productor que a propósito de lo ya dicho les cuento alguna anécdota entre padre de familia y una de su pequeña hija, no se quien lo escribió pero con el permiso la comparto con mis queridos lectores: “Papá…¿Por qué las personas que tienen vacas se ven tan felices? Mira Hija….En mi opinión es que están locos, viven de una manera rara. Ellos piensan que son libres, disfrutan del viento, el polvo, el sol, usan ropas raras, platican con sus vacas, se ayudan entre ellos, comparten lo que tienen, confían y creen en las palabras de las personas, se levantan, agradecen a Dios y van a ver a sus vacas. Se saludan sin conocerse y si se conocen se abrazan como que si tuvieran años sin verse, esperan el tiempo libre para estar con sus vacas y al parecer nada más les puede interesar. Papá ¿ Me compras una vaca?

Ahora más que nunca el campo es la solución, unidos todos por la paz, la convivencia, el respeto y la prosperidad de nuestro país.

CONDOLENCIAS
Recientemente recibimos la noticia de la desaparición física de Don Arcadio Salazar, buen ciudadano trabajador, a tiempo completo del campo, ganadero de adelante “decir del llano” hombre de palabra, asertivo, con firme ideas claras, la ida de este honesto y próspero ganadero enluta a la familia ganadera de país y entristece a sus familiares y amigos, mis sentido pésame a la familia Salazar; y una mención especial para mi amigo Freddy Arcadio que no dudo por el dolor que está pasando por el viaje eterno de su progenitor ,Q.E.P.D. Don Arcadio y mis oraciones por su alma y la resignación de sus dolientes.

José Gerardo Mendoza Durán

[email protected]

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios

Comentarios