#PARAFRASEOS 09-04-18

Ramón Querales | Foto: Archivo/Referencial |

• Nadie que tenga dos dedos de frente debería votar por este gobierno. Lo triste es que pareciera que hay muchos que tienen un solo dedo.
• La popularidad del candidato gubernamental se desgrana como una mazorca. Sin embargo, el que la tenga por el suelo no es garantía de que pierda. Su triunfo no es cuestión de mayoría, sino de tramposería.
• No solo la esperanza es lo último que se pierde. Veo que la juventud de hoy también lo está haciendo.
• Tocante a ese tema generacional, sería bueno elevar los requisitos para ser padres.
• La costumbre de soñar despierto, lo cual generalmente lo hacemos de día, nos quita tiempo para trabajar.
• Desconozco las ratas y su natalidad, pero aquí en Venezuela cada día va en aumento.
• La raza humana es muy sui generis. Está capacitada para mejorar todo menos a sí misma.
• No sé si la palabra “tentación” venga del verbo tentar pero por ahí anda la cosa. De tanto tentarlo a uno pues se cae en ella. Oscar Wilde decía que a la tentación había que dejarla pasar. Le faltó explicar si era “dejarla pasar de largo”, o “dejarla pasar adelante”.
• Tengo un amigo “perrocalientero” muy creativo él pues, para los vegetarianos, ideó un tipo de perro que llama “El Eunuco”. Viene con todo, excepto por esa parte del perro llamada “salchicha”.
• Los avances de la medicina moderna son asombrosos. Ya han inventado cura para enfermedades inexistentes.
• Uno no tiene que estar loco para entender lo que está pasando en Venezuela pero de que ayuda, pues ayuda.
• Las personas indeseables siempre nos van a honrar con su ausencia.
• Los segmentos “D” y “E (80% de la población) muy inteligentemente se fusionaron en uno solo: el “DE” ¿Para qué? Para que el gobierno les dé: bolsas Clap, bonos por tener el Carnet de la Patria, y pare usted de contar.
• Cuando se carece de conciencia, solo un milagro puede hacer que aparezca el remordimiento.
• A uno lo entuban cuando está de terapia intensiva pero al chavista más.
• Sólo se vive una vez pero al desaprovechar esa única oportunidad que la vida nos brinda, anhelamos vivir más, para ver si logramos una segunda. Tarde piamos para no andar lontano.
• En el 2017, en promedio, el venezolano perdió 11 kilos de peso. Incluyo en ese grupo a mi hermano mejor. Y para empeorar las cosas, aproximadamente, un 89% vive en condiciones de pobreza. Si le agregásemos esos 11 kilos a ese 89 nos daría 100. Pero, muy probablemente, parte de esos que le han abierto huecos a sus cinturones, le han tenido que meter a sus pantalones. Nos vemos por ahí.
• A uno no le importaría si la gente se alejase de la iglesia para ir a encontrarse con Dios en otra parte pero usualmente no es así. Nos vemos por ahí.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios