Pacientes crónicos siguen alzando la voz

José Manuel Zaá | Foto: Karen Paradas/ Cortesía |

Sin ánimos de resignarse a morir sin pelear por sus derechos, un grupo de pacientes crónicos levantó la voz de protesta en contra de la grave situación de escasez de medicinas, durante la sesión ordinaria de este jueves del Consejo Legislativo del Estado Lara (CLEL).

Ejercieron un derecho de palabra que propusiera en plenaria del diputado Leonardo Torres. La mayoría tiene tres meses sin recibir las medicinas que solo llegan al Pastor Oropeza.
Los pacientes, con mensajes en pancartas, se hicieron sentir junto a representantes de organizaciones pro Derechos Humanos de la región, aunque, irrespetuosamente, los obligaron a esperar de pie y durante horas a las afueras de la sede del CLEL; la sesión inició con retardo por la impuntualidad de los diputados –en su mayoría del oficialismo-.

Entregaron a las autoridades del CLEL un documento en el que exigieron una investigación profunda dirigida a las autoridades del Instituto Venezolano de Seguros Sociales, quienes se encargan de recibir y administrar los medicamentos que hoy no son accesibles a todo público.

“Incluso Linda Amaro asegura que ellos (en el hospital del IVSS) tienen los medicamentos que a nosotros nos hacen falta pero hay personas que tienen tres y cuatros meses sin recibir el tratamiento. Si existen, por qué no se suministran. Que se determinen responsabilidades”, declaró a EL IMPULSO la presidenta de la Fraternidad Dominicana de Barquisimeto, Liliana Rodríguez.

Estuvieron presentes en el CLEL personas trasplantadas, enfermos renales, niños diabéticos, representantes de niños con cáncer, abuelos con párkinson y otros, quienes reclamaron a los legisladores para que el Estado reconozca la garantía del derecho a la salud y el derecho a la vida.

“Tal vez en el CLEL no hagan mucho por nosotros, pero debemos hacernos sentir, que la gente se entere que estamos muriendo por la falta de medicamentos. Por favor, no queremos estar en las listas de fallecidos. Queremos tener calidad de vida”, expuso la presidenta de la Asociación Venezolana para el Deporte y la Salud de los Trasplantados y en Situación de Trasplante (Avedestras) y representante local de Amigos Trasplantados de Venezuela, Jacqueline Pérez.

Pérez informó que en la actualidad están en riesgo de muerte por falta de medicinas al menos 3.500 trasplantados a nivel nacional, 1.200 en Lara.

A su vez, detalló que en la región ya se registran cinco decesos y 20 trasplantados de riñones han vuelto a las diálisis por no poder cumplir con sus tratamientos.

“En mi caso ya no tengo medicinas y estoy moviéndome para buscarlas pero no todos pueden hacerlo. Hemos vivido de la misericordia de Dios. Si tengo que encadenarme al seguro social o en la gobernación, lo haré y que todo el mundo vea que me estoy muriendo”, manifestó.

Pérez también dijo sentir indignación cuando escucha a las autoridades venezolanas hablar de políticas públicas ficticias como el 0800Salud; no obstante, el plan de este grupo de pacientes crónicos consiste en “seguir presionando”.

Convocatoria a pacientes crónicos

El próximo martes a las 2:00 p.m. los pacientes crónicos se reunirán con las autoridades del IVSS en Lara y la directora de la Salud regional, Linda Amaro.
Por ende, convocaron a todos los pacientes crónicos que necesiten medicamentos de difícil adquisición a la Defensoría del Pueblo, donde se abogará por cada caso.

 

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios