“Sala Constitucional del TSJ es muro de contención de la AN”

Lorena Quintanilla Muñoz/Foto: Brian Vidal |

Los abogados Leonardo Pereira Meléndez y Mariela Parra Landaeta, directores del Foro Penal Dra. Blanca Rosa Mármol de León,  rechazaron la designación arbitraria de los magistrados al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), por lo cual sostendrán un encuentro con el presidente de la Asamblea Nacional Henry Ramos Allup.

“Fue un nombramiento ilegítimo. Si bien, está dentro de las competencias de la Asamblea Nacional, a los magistrados aún no se les había vencido el período.  Esas designaciones no cumplen con los requisitos establecidos en la Constitución y tampoco se corresponden con la Ley Orgánica del TSJ. Los magistrados tienen un período que hay que respetar”, expresó la doctora Parra Landaeta”.

Agregó que el Ejecutivo realiza esos nombramientos con el fin de mantener centralizado el Poder.

“No es secreto para nadie que los poderes están secuestrados. Aunque la Asamblea Nacional tiene sus competencias no es absolutamente autónoma. En varios supuestos es necesario que se remitan al Poder Ejecutivo y si este ente no aprueba la petición del parlamento la decisión pasa a manos de la Sala Constitucional”, explicó la jurista.

Hemos visto, dijo, que la sala Constitucional se ha convertido en un poder que está por encima de todos los demás, por lo tanto, como Foro Penal, alzamos nuestra voz para recomendarle al Parlamento que la salida, aunque genérica, es la Constituyente, independientemente del problema económico que existe.

“No pueden existir ambigüedades y mucho menos que el TSJ resuelva decisiones de manera acomodaticia. El foro rechaza el nombramiento ilegítimo de los magistrados, la centralización del poder en el Poder Ejecutivo, asimismo, exigimos la autonomía de los poderes públicos y abordar la crisis jurídica a través de la Constituyente”, apuntó.

Por su parte, el doctor Pereira Meléndez explicó que el presidente de la AN, Allup, estaría convocando a un Referendo Revocatorio dentro de seis meses, el cual se aplicaría en 2017 porque primero hay que hacer unas elecciones para conocer si el soberano lo aprueba.

“Lo más viable es la Constituyente, de lo contrario, todo lo que haga el Parlamento será delimitado por la Sala Constitucional porque el TSJ de hoy es un apéndice del Poder Ejecutivo, no hay autonomía porque todos los poderes están subyugados al Poder Ejecutivo”.

Reiteró que el Parlamento tiene facultades para llamar a la Constituyente, en virtud del interés colectivo por encima del individual.

“Lo que pasa es que al convocar una Constituyente tendrían que elegirse todos los Poderes nuevamente. Si queremos hacer una limpieza de verdad y cambiar el ordenamiento jurídico es preciso reformar toda la estructura del Poder”. añadió el doctor.

Destacó que ahora el único ente independiente y autónomo es el Poder Legislativo.

“Ese poder será limitado por un muro de contención que será la Sala Constitucional del TSJ y la Sala Electoral. Por eso proponemos que se convoque la Constituyente.

Este gobierno destrozo el derecho en Venezuela porque  la interpretación que hace la Sala Constitucional, en 99%, no es apegada a la Constitución, si no a intereses políticos, concluyó la doctora Parra Landaeta.

 

Comentarios

Comentarios