Protesta silenciosa de comerciantes de El Tocuyo contra la inseguridad

Prácticamente todos los establecimientos comerciales de las tres principales avenidas de El Tocuyo, Fraternidad, Lisandro Alvarado y Circunvalación, así como también de otros sectores, permanecieron cerrados durante toda la mañana de este jueves mientras se cumplía el acto del sepelio del conocido empresario Bruno Trepiccione, última víctima de la delincuencia desbordada en la ciudad.

El ataúd con el cadáver del comerciante, en hombros de sus amigos, fue llevado desde la sala velatoria a la iglesia La Concepción y de allí hasta el Cementerio Municipal, pasando por el frente de su negocio, en la avenida Fraternidad.

A su arribo al campo santo, los motorizados formaron un callejón e hicieron sonar las cornetas de sus máquinas en señal de despedida.

Mientras eso ocurría, El Tocuyo experimentaba una especie de paro cívico al cual se incorporaron prácticamente todos los comercios, hasta cerca del mediodía cuando, como se había acordado, las puertas fueron abiertas reanudando sus actividades.

Reunión

A las tres de la tarde se dio inicio en la Casa de la Cultura a la reunión convocada por el alcalde Fidel Palma para las dos.

El salón principal de la institución resultó insuficiente ante la gran cantidad de personas asistentes, no sólo del gremio comercial sino de todos los sectores, cañicultores, transporte, mototaxistas, consejos comunales y amas de casa, todos precupados por el auge que ha tomado la delincuencia en la capital morandina.

Además de Palma, en el presidium estaban representantes de la Guardia Nacional, Ejército, Policía de Lara, Cicpc y Prefectura.

“A quienes vivimos aquí no nos resulta extraño lo que está pasando, que la delincuencia ahora ha cambiado sus sistemas de actuar pues ahora está prevaleciendo la extorsión como delito que, no sólo afecta al sector comercio, sino a otros.

“Queremos enfrentar la situación y para eso convocamos esta reunión”, expresó.

El jefe de los Comandos Rurales de la GN, Wilmer Cacique Becerra, y el comandante del fuerte Cruz Carrillo pidieron a la población denunciar para que las autoridades puedan actuar.

Carlos Bravo, comerciante, llamó a no tener miedo para denunciar cuando se es víctima de una extorsión.

Pidió a los representantes a establecer en El Tocuyo grupos especializados en inteligencia porque los operativos, además de no dar el  resultado esperado, permiten excesos por parte de algunos funcionarios, como se ha denunciado muchas veces,

“Además, se hacen operativos y se disminuyen los delitos, pero cuando estos terminan vuelven”, afirmó.

Luis Longo, presidente de la Asociación de Comerciantes, también exigió la instalación de la tantas veces prometida comisaría del Cicpc, el incremento de los patrullajes con la necesaria dotación del destacamento de la PL en El Tocuyo pues sólo dispone de 120 funcionarios para todo el municipio.

Nathalí Rodríguez, del sector Transporte, pidió alcabalas permanentes en algunos sectores pues a diario los profesionales del volante son víctimas de atracos y extorsiones.

Se nombró una comisión para hacer un seguimiento a las medidas acordadas este jueves

Fotos: Elías Rodríguez

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios