Dos heridas dejó triple colisión en la avenida Ribereña

Pasadas las 10 de la mañana una dama, de nombre Luisana Jiménez y quien conducía un vehículo Optra, de color azul y se dirigía a gran velocidad por la avenida Ribereña, saltó la isla a la altura de la calle 12 colisionando con una Vans y luego una camioneta Tucson.
Según un testigo, quien iba detrás del carro conducido por la dama, “se tragó la luz del semáforo del distribuidor de la calle 12, arrancó muy rápido, estaba como brava. Vi todo como saltó la isla e impactó a los demás. ¡Se salvó de milagro!”, comentó.

Por su parte, Juan Carlos Tamayo, quien manejaba la camioneta Tucson y afortunadamente no sufrió mayores lesiones, dijo que él iba en el sentido Cabudare – Barquisimeto. “Observé cuando ella saltó la isla; me orillé, pero la Vans que también se abrió hacia el lado derecho para no chocar de frente me dio por detrás y nos hizo dar vueltas”. Él iba junto a Ivonne Verano, y se trasladaban hasta su trabajo en la zona industrial. “Teníamos el cinturón de seguridad puesto, lo que nos favoreció en el momento”.

En la Vans blanca, se trasladaban Miletza Crespo junto a su primo Pablo Antonio Quintero Morillo (22) y un menor de 12 años de edad. Ella recibió varios golpes en el brazo y fue llevada de emergencia al Hospital Central Antonio María Pineda, mientras las otras dos personas no sufrieron mayores golpes.

“Veníamos poco a poco, estábamos en Cabudare llevando una mercancía, nos dirigíamos hasta la casa, ubicada en Los Ángeles en la vía a Quíbor”, manifestó Quintero Morillo. “La mujer del carro azul venía a muy alta velocidad”.

La conductora del Optra fue quien sufrió la mayor cantidad de lesiones y fue trasladada hasta una clínica privada del este de Barquisimeto. Se conoció que es empleada de una empresa. Algunos compañeros de trabajo llegaron hasta el lugar del suceso pero no quisieron rendir declaraciones ante los medios de comunicación.

Tras el choque, quienes pasaban por el lugar, inmediatamente auxiliaron a todos los involucrados del caso y llamaron a las Emergencia Lara 171, “en cuestión de minutos llegaron las ambulancias y el equipo de rescate, quienes dieron los primeros auxilios rápidamente”.

Nuevamente la imprudencia a la hora de manejar y exceso de velocidad, vuelve a causar estragos en las vias larenses. El correcto uso del cinturón de seguridad se hace imprescindible para evitar mayores lesiones en casos de este tipo.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios