Alí Vásquez Encinoza: la labor social fue el norte de su vida

María Fernanda Peñalver / Foto: Karen Paradas |
[email protected]

Destacado médico y político; honorable, digno, honesto, trabajador, así fue Alí Vásquez Encinoza, quien partió el sábado al descanso eterno; pérdida que familiares, allegados y pueblo en general lamentaron con profundo dolor.

Como “un digno ejemplo” fue calificado el larense que dejó una gran huella en cada uno de los ámbitos que ocupó. Desde su larga trayectoria como galeno, especialista en gastroenterología y también como diputado ante la cámara legislativa en las reiteradas oportunidades que tuvo la oportunidad de ser la voz de los más necesitados, incluso como presidente de la misma.

Próximo a cumplir 82 años en el mes de octubre, el doctor Alí Vásquez fue miembro fundador de la Clínica Razetti de Barquisimeto, así como del Partido Social Cristiano, Copei, en el estado Lara.

Durante su despedida no hubo más que buenos adjetivos para quien el que fue un hombre dedicado a la labor social desde todos los puntos de vista.

“Mi mamá nos decía que cuando él estaba comenzando a trabajar muchas veces llegaba con el sobre de pago vacío porque en el camino se dedicaba a ayudar a las personas más necesitadas”, recordó con especial cariño una de sus 8 hijos, María Verónica Vásquez.

Con carácter firme cuando se ameritaba, pero con un noble corazón, el galeno que prestó sus labores a la política, no miraba a quién para hacer el bien y destinaba cada día libre a acudir a actividades de acción social. Hasta sus últimos días permaneció contribuyendo con el partido verde así fuera por medio telefónico, pues su salud se encontraba comprometida desde hace algún tiempo.

Intachable fue la conducta de Vásquez en cada uno de sus espacios. “La corrupción no tenía cabida en su vida, era algo que le generaba profundo rechazo”, dijo su hija, a la vez que mencionó que para su padre era prioridad la atención a los pacientes “ellos no podían esperar, así que siempre era el primero en llegar”.

Su hermano, Amulio Vásquez, lo definió como “un entregado a sus labores”, asimismo le resultó increíble la partida, pues dado al espíritu jovial del destacable galeno siempre pensó que estaría mucho tiempo más.

La política regional también expresó sus condolencias, entre ellos Sobella Mejías, quien se expresó del doctor Vásquez como “una persona fundamental para la formación de valores” y catalogó su pérdida como irreparable al tratar de un larense ejemplar en todo sentido. Paz a sus restos.

PUBLICIDAD

Comentarios

Comentarios