En este país…

 

¡Tranquilidad Señor!

Cuando el país entra en la Semana Santa y católicos o no nos tomamos una pausa, ¿Cuáles son los datos objetivos que recibimos de nuestra realidad? Esa que Valentina Quintero y Alonso Moleiro llaman, con razón, la realidad aplastante.

Aumenta el endeudamiento de la República, lo que quiere decir que cada uno de nosotros deberá más. El Presidente reformó la ley para autorizarse a sí mismo a emitir deuda sin necesidad de aprobación de la Asamblea y el Banco Central. Lamentablemente no es que esas instancias le hayan negado alguna vez su pedido de endeudarnos más, sino que al quitarse esa autorización lo que se elimina es transparencia. Ahora, ni siquiera sabremos que nos van a endeudar.

Asesinan a dueño de arepera en Las Acacias (Caracas) cuando intentaban secuestrarlo. Falló el Metro porque le robaron cables en Las Adjuntas. Aumentaron las consultas psiquiátricas por secuestro con violación. En estado crítico el ex gobernador de Apure Jesús Aguilarte, tras sufrir un atentado en Aragua. Mataron a adolescente en Guatire mientras jugaba fútbol. Se duplican homicidios de policías con relación a 2011.  Según informe de la Fiscalía, quedaron nueve de cada diez delitos denunciados quedaron impunes en 2011, ¿y los que no se denunciaron, que son más? El Presidente dice que los Estados Unidos son más inseguros que Venezuela. Cardenal Urosa exige afrontar la violencia.

Corpoelec explica sus magros resultados en que sus trabajadores son 250 han muerto por violencia sindical en el país. de oposición. Retrasos en Cadivi afectan suministros del sector farmacéutico, y eso se nota cuando uno busca medicamentos en las farmacias. Ya hasta los médicos, al recetar, colocan más de una opción porque el prescrito puede no encontrarse. Sidor tuvo pérdidas por 1.5 mil millones de bolívares en 2011. Se reducen créditos para compra de vivienda. Derrame en el Sur del Lago deja sin trabajo a 390 pescadores. Bajó en 14% asignación de divisas para importaciones. Más de 131 millardos de dólares salieron del país en estos trece años. Problemas de todo tipo en la autopista regional del Centro. Hospital de Cabimas restringió operaciones por falta de agua. Fallas de planificación afectaron programas de vivienda el año pasado.      

La matrícula escolar pública lleva seis años estancada. Violencia en la UCV propicia el M-28, respaldado por el gobierno. Docentes defienden la Educación Integral. Expertos cubanos vendrán a reformar la Educación Especial en Venezuela.     

Y en el plano de los derechos y libertades públicas. Denuncian procesos judiciales contra medios. El gobierno no responde por agresiones a periodistas. Ante la CIDH declaró que si no quieren ser agredidos que no cubran las noticias sino que las sigan por VTV. Además, amenazó con retirarse de la Convención Interamericana de Derechos Humanos.  Denuncias de migraciones de electores no autorizadas por ellos. Reclaman más máquinas y puntos de inscripción en el Registro Electoral. Los venezolanos de Florida, Georgia y las Carolinas, en EEUU, siguen sin poder inscribirse para votar.

¿Se puede vivir tranquilo así?

Con razón Henrique Capriles Radonski ha dicho que su “primera tarea será dar tranquilidad y paz a la ciudadanía”.

RINCÓN DE LIBROS

Siempre es exigente escribir sobre una personalidad histórica como Rafael Caldera, tan reciente y cuyos pensamientos, palabras, obras y omisiones, como en la oración, están, en buena medida frescas y vivas en muchos de nosotros. Mercedes Pulido de Briceño, psicóloga, profesora universitaria, dos veces ministra (una de Herrera y otra del biografiado) y senadora, lo intenta en Rafael Caldera (Biblioteca Biográfica Venezolana. El Nacional-Fundación Banco del Caribe. Caracas, 2012), un texto breve como es el formato de la colección, con un relato necesariamente comprimido de la trayectoria vital del dos veces Presidente de la República y fundador del socialcristianismo en Venezuela, ese hombre tenaz, trabajador, luchador sin tregua, ante cuya figura y obra la objetividad es muy difícil.

Comentarios

Comentarios